“¿Somos capaces de…?”

“¿Somos capaces de…?”

Mateo 20, 17-28

En aquel tiempo, mientras iba subiendo Jesús a Jerusalén, tomando aparte a los Doce, les dijo: –«Mirad, estamos subiendo a Jerusalén, y el Hijo del hombre va a ser entregado a los sumos sacerdotes y a los escribas, y lo condenarán a muerte y lo entregarán a los gentiles, para que se burlen de él, lo azoten y lo crucifiquen; y al tercer día resucitará».

Entonces se le acercó la madre de los Zebedeos con sus hijos y se postró para hacerle una petición. Él le preguntó: –«¿Qué deseas?»

Ella contestó: –«Ordena que estos dos hijos míos se sienten en tu reino, uno a tu derecha y el otro a tu izquierda».

Pero Jesús replicó: –«No sabéis lo que pedís. ¿Sois capaces de beber el cáliz que yo he de beber?»

Contestaron: –«Lo somos».

Él les dijo: –«Mi cáliz lo beberéis; pero el puesto a mi derecha o a mi izquierda no me toca a mí concederlo, es para aquellos para quienes lo tiene reservado mi Padre».

Los otros diez, que lo habían oído, se indignaron contra los dos hermanos. Pero Jesús, reuniéndolos, les dijo: –«Sabéis que los jefes de los pueblos los tiranizan y que, los grandes los oprimen. No será así entre vosotros: el que quiera ser grande entre vosotros, que sea vuestro servidor, y el que quiera ser primero entre vosotros, que sea vuestro esclavo.

Igual que el Hijo del hombre no ha venido para que le sirvan, sino para servir y dar su vida en rescate por muchos». Mira, Señor, con bondad las ofrendas que te presentamos y por este santo intercambio de dones, líbranos de la esclavitud del pecado.

——————————————-

Buscar un fin en la vida, es muy bueno y válido, habla de un proyecto de vida; sin embargo llegar a esa meta implica los medios de los cuales te valdrás para obtenerla, por lo que existen en éste rubro varias vertientes, unas fáciles y otras con esfuerzo. Claro ellas dependen totalmente del medio ya sea legítimo o ilegítimo.

En el caso del evangelio, independientemente de la confusión que en su momento impera en sus discípulos por no entender “El Reino de los cielos y su misión” buscan un objetivo concreto, estar cerca de Jesús en su reino, pero los medios que usan en su momento, como lo es utilizar y enviar por delante a su mamá, habla de cobardía buscando llegar por  medio de influencias y favores, eso habla de la discapacidad de las personas de trabajar para merecer el lugar.

Actitud nada nueva en nuestros tiempos, ya que realmente hoy encontramos personas  preparadas, dignas de altos cargos y responsabilidades que no están donde deberían, sino que nos encontramos con otras usurpando los lugares, aquellos quienes no dan el ancho y por ende no dan el servicio ni cubren la responsabilidad esperada.

Por ello al buscar nuestros objetivos, realmente en conciencia preguntarnos si somos capaces de llegar, de luchar, de comprometernos, de donarnos y entregar todo por ello. La actitud servicial ayuda a ubicar tus metas y hacerlas sin dificultad realidad, porque además de tu esfuerzo real y entregado no sólo serás capaz de… sino a su vez digno de… Animo al final el Señor le da a cada uno lo que realmente merece.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s